Islas remotas a las que posiblemente nunca viajarás

Islas remotas a las que posiblemente nunca viajarás

¿En busca de un destino al que no haya llegado nadie o al menos poca gente? Cada vez hay más viajeros repartidos por el mundo, lo cual dificulta la labor de dar con un lugar en el que “nadie” haya puesto el pie. Si eres de este tipo de viajeros y te van los retos, aquí te presentamos algunas islas en las que te aseguramos que te sentirás realmente aislado. Eso sí, no te resultará del todo fácil llegar. ¡Suerte en el intento!


(1)

Isla del Oso, Océano Glacial Ártico, NORUEGA

Población: 9 hab.
Superficie: 178 km²

Longitud: 19,6 km

Distancia a tierra: 396 km. a Noruega

Isla del Oso o Bjørnøya, como la conocen los noruegos, es una remota y diminuta isla del archipiélago noruego de las Svalbard, en el mar de Barents. Aunque puede ser que los navegantes de la época vikinga la conociera, no fue descubierta oficialmente hasta el 10 de junio de 1596 por Willem Barents en su tercera expedición. Llamó a esta isla Vogel Eylandt, “Isla de los Pájaros”. Steven Bennet realizó una exploración más detallada en 1603 y 1604 y constató la entonces rica población de morsas. A partir de principios del siglo XVII, la isla se utilizó principalmente como una base para la caza de morsas y especies de foca.

Pese a su remota localización, la isla fue testigo a lo largo de los siglos de la incesante actividad comercial llevada a cabo por los navegantes que se dejaban caer por ese territorio. Además de las morsas y las focas, la actividad minera del carbón, la pesca y la caza de ballenas también fueron reclamo para comerciantes. Con el paso del tiempo la isla fue considerada terra nullius o “tierra de nadie”, hasta que el Tratado de Svalbard de 1920 la puso bajo la soberanía noruega. Actualmente la Isla del oso está habitada únicamente por el personal que trabaja en la estación meteorológica Herwighamna, escasamente unas 10 personas.


(2)

Annobon, Océano Atlántico, GUINEA ECUATORIAL

Población: 5,008 hab.

Superficie: 17 km²
Longitud: 6,4 km
Distancia a tierra: 180 km de Sto. Tomé y Príncipe; 335 km. de Gabón.

Esta isla está situada en el golfo de Guinea, al sur de Santo Tomé y Príncipe, a 335 km de la costa de Gabón, el lugar continental más cercano. Hasta la independencia de Guinea Ecuatorial, fue el territorio español más meridional. Annobón o Pagalú, es la menor y más alejada isla del continente de las islas del golfo de Guinea. En sí misma conforma la provincia de Annobón perteneciente a Guinea Ecuatorial.

Fue la expedición portuguesa de João de Santarém y Pêro Escobar quién la descubrió el 1 de enero de 1475 mientras buscaban puertos seguros donde poder hacer escala camino hacia Las Indias (bordeando el sur de África) en el comercio del tráfico de esclavos.


(3)

Isla de Amsterdamm, Océano Índico, FRANCIA

Población: 35 científicos de forma no permanente.

Superficie: 57,5 km²
Longitud: 10 km
Distancia a tierra: 3.117 a la Antártida.

La isla Ámsterdam es una pequeña isla situada al sur del océano Índico. Esta isla de origen volcánico forma parte de las Tierras Australes y Antárticas Francesas. Aunque no se le puso nombre, la isla de Ámsterdam fue descubierta por Juan Sebastián Elcano el 18 de marzo de 1522, durante su viaje alrededor del mundo en el que perdió la vida Fernando de Magallanes. Los españoles se limitaron a poner pie a tierra el 18 de marzo de ese mismo año para avituallarse y continuaron la circunnavegación. Fue en el año 1633 cuando el capitán holandés Anthonie van Diemen, navegando de nuevo por esas aguas, la redescubrió y le puso el nombre de su barco en 1633 bautizándola como Nieuw Amsterdam.

La isla de Ámmsterdam sirvió como lugar de refugio a náufragos en varias ocasiones. El más popular de todos fue el capitán francés Pierre François Péron, el cual quedó a su suerte durante tres años (1792 a 1795). En su libro Memorias de Perón describió cómo logró sobrevivir en esta isla tan remota. El libro, publicado en una edición limitada, es hoy en día una codiciado objeto de coleccionistas.

En enero de 1871 hubo un intento de colonizar la isla por parte de un grupo malgache dirigido por Heurtin, un residente francés de la isla de La Reunión, a 2.276 km. de distancia. Posiblemente este fue el intento de poblar la isla más famoso de todos los que hizo el venturoso francés junto con su mujer, sus hijos y cuatro trabajadores. Consiguieron construir un fuerte e intentaron hacer la isla lo más habitable posible pero después de siete meses descubrieron su fracaso. Sus intentos de criar ganado no fructificaron y plantar cultivos fue absolutamente infructuoso. De este modo regresaron a la isla de la Reunión abandonando el ganado en la isla.


(4)

Banaba, Océano Pacífico, KIRIBATI

Población: 335 hab.

Superficie: 17 km²
Longitud: 6 km
Distancia a tierra: 452 km a Taraka (capital de Kiribati);  1.275 km. de las islas Salomón.

Banaba es una isla de coral ubicada en pleno Pacífico Sur y habitada hoy en día por unas 335 personas y perteneciente a la república de Kiribati. En el año 1900 se descubrió que la isla estaba hecha completamente de fosfato puro. Este desgraciado descubrimiento fue el comienzo de ochenta años de explotación minera por parte de los gobiernos de del Reino Unido, Australia y Nueva Zelanda.

Durante la II Guerra Mundial las fuerzas Imperiales Japonesas invadieron Banaba con el objetivo de asumir el control de las operaciones mineras. Asesinaron una quinta parte de la población Banabeña y exiliaron el resto a otras islas del Pacífico, donde fueron forzados a trabajar. Tras la guerra el gobierno Colonial Británico usó la invasión japonesa y el exilio de los habitantes como una excusa para continuar con la explotación del fosfato e impedir el regreso de los locales. El 15 de Diciembre de 1945 los Banabeños fueron reubicados en la Isla Rabi (una isla de Fiji) a más de 2.000 kilómetros de distancia de su hogar y totalmente desprovistos de provisiones.

En 1965 los Banabeños empezaron a proceder legalmente contra el gobierno Colonial en la Corte Suprema Británica. Ésta larga y costosa batalla legal terminaría siendo uno de los más largos casos civiles en la historia. El juez acabó determinando que aunque reconocía la culpabilidad del gobierno británico, él no poseía poder alguno para reclamar los daños y perjuicios. En Noviembre de 1979, el ultimo barco con fosfato abandonó las costas de Banaba y los Banabeños encontraron su tierra bajo el control de la recién formada República de Kiribati, conocidas anteriormente como Islas Gilbert. La mayor parte de la comunidad Banabeña continuó luchando por defender sus derechos pero continúa en Rabi pese a que Banaba siempre seguirá siendo su tierra.


(5)

Isla Robinson Crusoe, Océano Pacífico, CHILE

Población: 1.083 hab.

Superficie: 47,9 km²
Longitud: 7 km
Distancia a tierra: 610 km. a Chile.

Ubicada a casi setecientos kilómetros de distancia de la costa chilena, la isla de Mas a Tierra, rebautizada como Isla Robinson Crusoe en el año 1966 en homenaje a la famosa novela del escritor inglés Daniel Defoe, es un pequeño paraíso en medio de la inmensidad del océano totalmente desconocido para la mayoría de personas. Esta isla fue descubierta por accidente en el año 1574 por el navegante Juan Fernández en un intento de evitar la Corriente de Humboldt. La historia de esta remota isla habla de refugios de piratas y corsarios, náufragos y prisioneros deportados durante los siglos XVIII y XIX. Debido a la gran biodiversidad de flora y fauna de todo el Archipiélago Juan Fernández, la UNESCO la declaró Reserva de la Biosfera en el año 1977 junto con sus hermanas pequeñas, las islas de Santa Clara y Marinero Alejandro Selkirk.

La novela Robinson Crusoe está basada en dos naufragios, uno de ellos es la del marinero escocés Alexander Selkirk, que fue rescatado en 1709 tras pasar 4 años en esta isla desierta, que hoy lleva su nombre en honor al libro. Sin embargo, la novela de Daniel Defoe, en su primera edición de 1719, si bien usa experiencias de Selkirk, está ambientada en una isla ubicada cerca de la desembocadura del caudaloso río Orinoco, como en la experiencia también conocida por Defoe del náufrago español Pedro Serrano que naufragó en el Caribe.


Vaanui
Conectando Viajeros · Connecting Travelers